Claro mensaje de Marito a la Organización Mundial de la Salud.

0

Un claro, sincero y contundente mensaje fue el del presidente de la república, Mario Abdo Benitez, para la comunidad internacional sobre los efectos del coronavirus en el planeta. Bajó unas sugerencias prácticas y dijo, además, que la pandemia nos lleva a replantearnos como individuos y sociedad en general.

Desde su despacho en el Palacio de López, el presidente se dirigió en mensaje vídeo grabado a la 73° Asamblea de la Salud y al director Mundial de la Salud para decir que esta pandemia nos hizo evaluar en nosotros mismos, “en lo más profundo de nuestro ser”.

“Difícil ha sido para todos pero sirvió para madurar la sociedad, maduramos ante las decisiones difíciles que debieron tomar. Conociendo a nuestro pueblo, de manera drástica cerramos fronteras y escuelas y tomamos una decisión de alto impacto por respetar las normas sanitarias. Ninguna decisión hubiera tenido impacto si todo un pueblo no acompañaba con patriotismo, disciplina y entusiasmo”.

“No es fácil explicar a los connacionales que deben respetar las normas para ingresar a su propia patria. Hemos visto como padres han visto a sus hijos varados en el extranjero, puso de manifiesto el primer mandatario”, expresó.

Hemos aprendido que el orden determinante es salvar vida y no perder la economía. “No paramos del todo nuestra economía. Nuestros trabajadores de obras públicas continuaron trabajando, respetando las normas sanitarias. También el sector agrícola siguió el trabajo para garantizar el alimento”.

Mario Abdo Benitez dijo que la solidaridad fue relevante y agradeció a los vestidos de blanco por tanta entrega que permite hasta hoy la baja incidencia del virus sobre la población.

Hemos aprendido, dijo, que somos iguales, el virus nos enseñó que entre todos está la solución. Aprendimos que formamos parte de un todo. Que lo que hagamos le puede afectar al vecino. Aprendidos a poner en el centro el valor de la vida. Esta situación nos está reconfigurado. Debemos construir juntos un mundo mejor, más seguro, invirtiendo en la salud y, sobre todo, en el capital humano.

Esperamos que cuando los hijos de nuestros hijos cuando estudien esta parte de la historia sepan que las decisiones fueron tomadas a partir de los valores. Que Dios nos bendiga a todos”, expuso con serenidad y firmeza el primer mandatario de la nación.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here