En su discurso en la plenaria de la Asamblea Mundial de la Salud, este martes, la Dra. María Teresa instó a incluir a Taiwán como observador en la Asamblea, teniendo en cuenta que, para alcanzar la salud para todos, todos deben estar incluidos.


En la 77ª Asamblea Mundial de la Salud que se desarrolla en Ginebra, la ministra de Salud, Dra. María Teresa Barán, hizo un llamado a la cooperación internacional y a la inclusión de todos los países en el sistema multilateral de salud. En un mundo que enfrenta enormes desafíos sanitarios, la Dra. Barán enfatizó la importancia de trabajar juntos para materializar el lema de este año: «todos por la salud, salud para todos».

La Dra. Barán destacó la necesidad de un sistema de salud donde las experiencias de todos los países sean consideradas, sin tener en cuenta consideraciones políticas o geográficas. En este sentido, abogó por la inclusión de Taiwán como Observador en la Asamblea Mundial de la Salud. Paraguay reconoce la valiosa contribución de Taiwán al campo de la salud y su compromiso con la cooperación internacional, especialmente en la lucha contra la pandemia del coronavirus y en la asistencia ante otras emergencias y crisis sanitarias.

Paraguay ha dado pasos significativos en el ámbito de la salud, consciente de los desafíos y oportunidades actuales. El país se encuentra en un proceso de construcción de nuevos hospitales y reconfiguración de sus servicios y redes de salud, con la atención primaria de la salud como piedra angular. Estas acciones son pilares de una política sanitaria que busca ser más eficiente y accesible para su población.

Además, Paraguay está apostando por la salud digital a través del sistema HIS (Sistema de Información de Salud), que no solo automatiza los procesos de atención al paciente, sino que mejora significativamente la calidad de estos procesos, beneficiando a su vez a profesionales de la salud y la alta gerencia.

En el contexto actual, la delegación de Paraguay reconoce la importancia de la colaboración internacional y la coordinación de esfuerzos para enfrentar de manera efectiva los desafíos que representan las enfermedades de alcance mundial. Por ello, es fundamental reflexionar sobre los retos que enfrenta la población mundial en la reconstrucción de nuestros sistemas de salud y en la preparación para futuras emergencias sanitarias. No obstante, la Dra. Barán enfatizó que la soberanía de los países debe ser respetada en todo momento, y cualquier documento a ser debatido en esta Asamblea debe reflejar este principio fundamental.